Gobierno envía al Congreso proyecto para desmunicipalizar la educación escolar

La iniciativa planea un completo cambio de la administración pero no dice nada sobre el financiamiento de la educación escolar pública, para lo cual se seguiría usando la metodología de entrega de recursos por asistencia a clases.

 

IRENE PADILLA A.

 

La mañana de este lunes la Presidenta Michelle Bachelet en compañía de la ministra de Educación Adriana Delpiano firmaron y enviaron oficialmente al Congreso el proyecto de ley que crea el Sistema Nacional de Educación Pública, plan que vendría a cambiar totalmente el sistema actual de administración de la educación escolar municipal.
El proyecto viene a cumplir uno de los compromisos del programa de Gobierno, de que a partir de 2017, comenzaría un proceso de desmunicipalización, y terminar de una vez con el sistema de administración que nació en 1981. Para ello el proyecto de ley propone un nuevo sistema administrativo, con nueva estructura e institucionalidad que se hará cargo de los miles de alumnos de la educación estatal.
Durante la firma del proyecto la ministra Delpiano explicó que “todos los países donde Chile se mueve y son sus contrapartes, los de la OCDE, los de América Latina, tienen una educación pública fuerte, del orden del 80% a 90%, y nosotros con esto aspiramos también a tener una educación que marque estándar y dé calidad en todas las comunas del país”, agregando que “tenemos que fortalecer y mejorar la oferta pública actual, sin olvidar que se hace cargo de llegar a los lugares más apartados del país, a los jóvenes que están privados de libertad, a los hospitales, a las zonas rurales y que también está presente en las zonas urbanas”.
El proyecto plantea la creación de 67 Servicios Locales de Educación a lo largo del país, los cuales agruparan a 5 comunas cada uno. Estos servicios locales administraran los colegios financiera y pedagógicamente. A cargo de la coordinación de los Servicios Locales, estará la nueva Dirección de Educación Pública, institución que dependerá directamente del Ministerio de Educación y que estará a cargo de distribución de los 300 millones de dólares destinados por el fisco a la educación básica y media pública. Junto a ellos se crearan múltiples Consejos Locales de Educación los cuales asesoraran en la planificación a los Servicios Locales; de estos consejos podrán participar alcaldes, centros de padres, de alumnos, juntas de vecinos entre otros representantes de la comunidad.
Para el Gobierno la ley será fundamental para garantizar la calidad de la educación ya que según la Ministra, la nueva institucionalidad permitirá tener organismos preocupados de manera exclusiva a los colegios y no como en la actualidad en que los municipios deben dedicar parte de su tiempo a sus establecimientos. “Primero habrá una agencia solamente dedicada a administrar colegios, (además) el Servicio Local de Educación estará muy encima de los colegios, focalizados en los programas de mejoramiento educativo, así que canalizaran todos los apoyos para que se cumplan esos programas”.
Una vez que la ley pase por su tramitación en el Congreso se espera que en 2017 se comience a demunicipalizar aquellas comunas que se han ofrecido como pilotos. Se espera que la demunicipalización continúe hasta el 2022 o hasta completar la totalidad de los establecimientos. Eso sí, antes de dar comienzo al proyecto, el Ejecutivo está entregando una fuerte inyección de recursos a los municipios para que estos regularicen las deudas que tienen en educación , y una vez saneadas estas entregar los colegios. Se estima que la deuda municipal a nivel nacional es de 250 mil millones de pesos de los cuales 45 mil millones son deudas referentes al sistema previsional de los trabajadores de la educación, y 24 mil millones son deudas con los proveedores.
En la región, el intendente Juan Ramón Godoy en conjunto con la seremi Alyson Hadad dieron a conocer el proyecto en una rueda de prensa. En ella Godoy destacó que “esta iniciativa gubernamental establece pasar de un sistema educativo basado en la competencia a uno cuyos principales pilares son calidad, equidad, autonomía, diversidad, participación, integración, inclusión, pertinencia y colaboración. El rol de las escuelas y comunidades educativas serán el centro de esta política pública, a través de la generación de espacios de reflexión, discusión y construcción de estrategias al interior y alrededor de los establecimientos”.
Por su parte, la Seremi Alyson Hadad, expresó que “la implementación de esta iniciativa, que será gradual en un plazo de seis años, se basa en un sistema educativo justo, inclusivo y de calidad, que beneficiará a los 404 establecimientos educacionales que hoy dependen de las municipalidades en nuestra región y que pasarán a ser responsabilidad del Estado”.
Añadió la secretaria regional ministerial, quien fue acompañada por la directora provincial de Educación de Cachapoal, Marcela Droguett, que los municipios no dejan por completo el sistema, ya que serán parte del Consejo Local, pues el proyecto contempla una Dirección Nacional de Educación Pública, dependiente del Mineduc, que será el ente coordinador y que supervisará la Red Estatal de Educación. Habrá 67 Servicios Locales de Educación Descentralizados, que serán los gestores territoriales, que contarán con capacidades efectivas para apoyar y administrar los establecimientos; liberando a las escuelas de sus actuales obligaciones de gestión administrativa y así centrarse en su tarea primordial, los procesos educativos.
CAMBIA LA ADMINISTRACIÓN PERO NO EL FINANCIAMIENTO
Uno de los detalles que llamó la atención en la presentación del proyecto fue que este, si bien cambia la institucionalidad de la educación pública, no hace lo mismo con el financiamiento, el que sigue siendo definido como en la actualidad: la entrega de dinero a cambio de la asistencia de los alumnos.
Para la diputada Camila Vallejo, presidenta de la Comisión de Educación de la Cámara Baja, este es uno de los más importantes puntos, que el gobierno deberá explicar en la tramitación de la ley. “Queda pendiente una estructura de financiamiento que no dependa simplemente de la asistencia y matrícula de los estudiantes a las escuelas, que además concentran a niños vulnerables que son quienes más ausentismo tienen y hay que pensar eso”. La parlamentaria además subrayó que “lo que nos interesa es que para garantizar escuelas públicas de alto nivel, no puede depender de una estructura de financiamiento que es por matrícula, por lo tanto, esperamos que haya al menos criterios claros de cuál va a ser la calidad esperada, y por tanto, financiamiento asociado a esos estándares nuevos que queremos impregnarles a la educación pública”.
Por su parte el presidente de la Asociación Chilena de Municipalidades, Gonzalo Navarrete , compartió con Vallejos su preocupación por el financiamiento, asegurando que el Gobierno no solo deberá terminar con la subvención por asistencia, sino que a su vez debiera entregar financiamiento diferenciado a los futuros establecimientos ex municipales , respecto de los subvencionados que desde este año optan por la gratuidad. “ Creo que es un proceso que tiene que darse de aquí a un par de años, en la medida que haya un período en el cual estos próximos dos años tenemos que pagar las deudas, se extingue las deudas con el Estado entonces de allí tiene que venir un nuevo sistema de financiamiento para particulares subvencionados y municipales”, señaló el edil de Lo Prado.
Consultada la ministra Adriana Delpiano respecto a si se proyectó un cambio en el sistema de financiamiento, la secretaria de Estado indicó que “es un tema complejo que significan mayores recursos y la Presidenta decidió que tras tramitar este proyecto iniciaremos un proceso de estudio a fondo para cambiar el sistema de financiamiento que venimos arrastrando, no renunciamos a eso. Hay muchas fórmulas, estamos pensando en una especie de polinomio de factores que considere también la asistencia”.
FUTURA NUEVA INSTITUCIONALIDAD DE LA EDUCACIÓN PÚBLICA
FUENTE: MINEDUC

 

MINISTERIO DE EDUCACIÓN
Seguirá diseñando las políticas educativas del país; orientando tanto las políticas como las innovaciones educativas; y apoyando, a través de su estructura territorial y personal, a los establecimientos públicos del país a través de los Servicios Locales de Educación.

 

DIRECCIÓN DE EDUCACIÓN PÚBLICA

Nuevo organismo que dependerá directamente del Ministerio de Educación. Estará encargado de coordinar a los Servicios Locales de Educación, fomentando su trabajo colaborativo en red. Además garantizará que los Servicios Locales de Educación estén impulsando las mejoras de la calidad en los establecimientos que agrupa y propondrá al Ministerio la “Política Nacional de Fortalecimiento de la Educación Pública”.
Entre sus funciones estará también la distribución de los recursosdestinados a los establecimientos para consolidar las condiciones de calidad que establece el nuevo sistema de educación pública y promoverá la cobertura de la educación pública a lo largo de Chile, con el fin de asegurar el acceso a la educación y la continuidad de la trayectoria educativa.

 
SERVICIOS LOCALES DE EDUCACIÓN
Son entidades descentralizadas que tendrán recursos provistos por Ley de Presupuestos. Combinarán dos funciones esenciales de la toda gestión escolar: la función administrativa-operativa de los establecimientos y la función de acompañamiento técnico-pedagógica.
Serán 67 en el país y en promedio agruparán cinco comunas. Cada director o directora del Servicio Local de Educación será seleccionado o seleccionada por el Sistema de Alta Dirección Pública y nombrados por el Presidente o Presidenta de la República. Su labor en el cargo durará seis años, el cual podrá renovarse por una vez.

 

CONSEJOS LOCALES DE EDUCACIÓN
Su principal función será asesorar y colaborar activamente con el director del servicio en la planificación estratégica, representando los intereses de las comunidades educativas y locales, a fin de que el servicio educacional considere las necesidades y particularidades del territorio respectivo.
Cada Consejo Local de Educación estará compuesto por representantes de estudiantes, profesores, asistentes de la educación, padres y apoderados pertenecientes a consejos escolares; un representante del gobierno regional; un representante del Centro de Formación Técnica de la región; un representante de la Facultad de Educación de una Universidad acreditada por cuatro años o más; y los alcaldes y alcaldesas cuyas comunas estén insertas en la red del Servicio Local de Educación.

Top