Trabajador de El Teniente viajó a Uruguay en bicicleta

– Daniel Cuevas compartió algunas vivencias de su nueva aventura y ya piensa en la próxima ruta que va a recorrer.

 
Todos los años, Daniel Cuevas Guerrero arma su equipaje, se sube a su bicicleta y pedalea cientos de kilómetros para llegar a la nueva meta que se ha fijado. Así, este trabajador de la División El Teniente ha podido conocer no solo hermosos lugares, sino que también a la gente de esos pueblos.
En bicicleta ha viajado a Chiloé, a la Carretera Austral, a San Pedro de Atacama, a Argentina y recientemente a Uruguay.
Sobre su nueva aventura indica: “La experiencia fue espectacular. Partí del Paso Los Libertadores. Me demoré 10 días en llegar a Buenos Aires; llovió 4 días, de esas lluvias torrenciales. Cerca de San Luis y cuando llegué a la provincia de Córdova me tocó un diluvio con tormenta eléctrica.
Llegué a Buenos Aires y de ahí crucé en barco a Colonia, un pueblo de Uruguay. Ahí dejé el barco, me subí a la bicicleta y seguí pedaleando. Me demoré 2 días en llegar a Punta del Este. Allí me quedé dos días, luego de lo cual emprendí el regreso. Tuve la suerte que pasé por Montevideo el día que jugaba Chile. Ahí tuve mi minuto de fama, porque como llegué en bicicleta al estadio me tomaron fotos y me entrevistaron periodistas de distintos canales de televisión de Chile.
Vi el partido y después seguí en bicicleta hasta Colonia, abordé el barco y en Buenos Aires terminé mi viaje en bicicleta. Fueron 17 días de pedaleo y 2 mil 24 kilómetros recorridos.
Fue una hermosa experiencia, la gente que conocí fue espectacular, muy hospitalaria.
Ya estoy pensando en el próximo viaje y tengo dos alternativas: llegar a las cataratas de Iguazú o a Machu Picchu.
Así se conoce harto. Andar en bicicleta genera una empatía con la gente, que se acerca a conversar y ofrecerte ayuda”.

 

Top