En la región:  Incendios forestales han disminuido un 30 por ciento respecto de temporada 2015

1-
  • La directora local de la Conaf, Alba Garrido, llamó a la población a estar tranquila sobre la eventual ocurrencia de estos siniestros. “Estamos preparados como institución. Tenemos 17 torres y brigadas en distintos puntos, para poder llevar el agua hasta el lugar del fuego y actuar de manera mucho más efectiva”, sentenció.

Marcela Catalán

 

Debido al alza de las temperaturas durante este periodo del año, además de descuidos de parte de la comunidad, la cantidad de incendios forestales suele aumentar durante el verano. Pero esta temporada 2016, no ha sido así en la Región de O’Higgins. Eso es lo que sostiene la directora local de la Corporación Nacional Forestal (Conaf), Alba Garrido, quien destaca que la totalidad de estos siniestros ha disminuido en torno al 30 por ciento respecto de 2015.

En sus palabras, esto se ha traducido en una baja en el número de terrenos afectados, con alrededor de un 70 por ciento menos de superficies perjudicadas. De tal modo, han habido 104 desastres de esta índole en el transcurso de este periodo, con 1565 hectáreas quemadas. “A estas alturas, el promedio era de unas 4 mil”, apunta.

“Me interesa tranquilizar a la población sobre este tema, pues estamos preparados como institución para responder a estos hechos. Tenemos 17 torres y brigadas en distintos puntos, para llevar el agua hasta el lugar del fuego y contestar de manera mucho más efectiva”, resalta la autoridad. También exhorta a los habitantes a tomar conciencia acerca de esta materia, “especialmente este año que tuvo más lluvia, habiendo mucho más pasto, por lo que muchos sitios se han convertido en un verdadero polvorín. Por eso quiero recalcar que esta problemática no sólo es importante para quienes poseen propiedades en los bosques”, advierte.

En ese sentido, explica que el resto de la gente igual puede contribuir a evitar estos siniestros, para lo cual le enseñan a la comunidad a impedir la generación de estos desastres. “Lo primero es tener las casas limpias y despejadas de material vegetacional”, subraya, aludiendo a que su presencia ayuda a que las llamas se propaguen con más facilidad. “Segundo, con los recursos que tengan y sin exponerse, pues no son los especialistas en esto, hay que actuar con rapidez para bajar la intensidad calórica”, apunta. De ahí que haya sectores donde los vecinos se han articulado en torno a herramientas básicas, atacando la combustión en su etapa inicial. Esto, considerando que el personal del organismo toma cierto tiempo en llegar al sitio donde están las brasas.

“Con esta nueva forma de trabajo, intentando llegar lo más pronto posible a los incendios, hemos conseguido estos buenos resultados”, enfatiza la directora regional de la Conaf.

“Del mismo modo, disponemos de dos anillos de protección público privada y que hemos gestionado en la costa, con las empresas forestales del área. Por tanto, se activa el foco y todos vamos en conjunto, arribando más rápido al lugar”. No obstante, concluye que “la mejor manera de proteger a la gente es que ésta tome acciones cuando alguien hace uso indebido del fuego, advirtiéndole de los riesgos que aquello implica, además de avisarnos a nosotros al 130”, sentencia.

Para la institución, las brigadas cumplen un rol fundamental en esta problemática. De ahí que Garrido haya visitado a los integrantes de cinco de estas entidades durante la semana pasada. Lo anterior, con el fin de felicitarlos por su labor y motivarlos a continuar trabajando así. “Tenemos un contingente bastante importante, de más de 250 personas”, observa. En esa línea es que recordó los  alcances de la brigada helitransportada, la que llega a los sitios inaccesibles del fuego. Para ello, ésta emplea un helicóptero que recoge el agua y la traslada hasta el sector afectado.

“Generalmente, estos incendios se producen en áreas inasequibles y con esto cubrimos el tiempo de desplazamiento a esas zonas. A veces hacemos lanzamientos continuos, demorándose un minuto y medio en tomar el líquido. De esa manera, bajamos la temperatura del siniestro”, remata.

Deja un comentario