Liceo de Niñas de Rancagua celebró 110 años de historia

6

Este jueves 25 de agosto se dieron cita autoridades, estudiantes, padres y apoderados del Liceo de Niñas de Rancagua, para conmemorar los 110 años al servicio de educación del emblemático establecimiento educacional de la región de O´Higgins.
En la cita, el director del Liceo de Niñas, Mauricio Aguerrebere, señaló que “en este aniversario tuvimos la oportunidad de celebrar con la presentación del Orfeón Nacional de Carabineros, quienes nos deleitaron con un variado repertorio y ahora en la tarde en esta ceremonia formal pudimos recordar parte de la historia de este liceo en compañía de nuestra querida comunidad educativa”.
Por su parte, el Seremi de Educación, Hernán Castro expresó “no todos los días los colegios o las instituciones cumplen 110 años, esto da cuenta de la capacidad de cambio que tiene este liceo para adaptarse a los nuevos tiempos; nuestro afectuoso saludo y esperamos que puedan seguir educando mujeres que aporten al desarrollo de la región”.
En la oportunidad el Cabo Segundo de Carabineros, Jonathan Martínez dijo “queremos felicitarlos por estos 110 años de formación y que continúen en esta labor. Nos pareció muy buena la recepción por parte de las alumnas, nos alegra que los hayan disfrutado de nuestra presentación porque esto era para ellas”.
En la ceremonia, fue condecorada Graciela Lufí Pérez, quien se desempeñó como profesora de Educación Física desde el año 78 y después estuvo trabajando por 15 años como inspectora general del liceo. “Durante todos estos años entregué lo mejor de mí a todas las alumnas que conocí, tengo alma deportiva por lo que a todos siempre le hago ver lo importante que es llegar a la meta. Yo aún no me siento egresada de este trabajo siempre que puedo vengo, es parte de mi ser liceana”, fueron las palabras de Graciela Lufí.
En la ocasión además, se premió a las alumnas ganadoras del concurso de pintura en homenaje a los 110 años del liceo y a las estudiantes que por sus características cumplen con el perfil liceano. La ceremonia finalizó con la entonación del himno del liceo, que en la ocasión además fue interpretado en lenguaje de señas.

 

Top