Roban desde Intendencia notebook con información del departamento jurídico

Según Carabineros, aprovechando la ausencia de funcionarios en la recepción, dos personas ingresaron a distintas oficinas, logrando sustraer desde la oficina del asesor jurídico del Gobierno Regional, dos computadores portátiles.

 
Fernando Ávila Figueroa

 
En horas de la tarde de este miércoles último, desconocidos habrían ingresado a las dependencias de la Intendencia Regional de O’Higgins, específicamente un hombre y una mujer, como cualquier pareja, dirigiéndose directamente hasta la recepción, y aprovechando la ausencia de funcionarios en el lugar, ingresaron a distintas oficinas, logrando sustraer desde la oficina del asesor jurídico del Gobierno Regional, dos computadores portátiles, uno de propiedad fiscal, para posteriormente salir por la misma puerta por donde ingresaron, sin que personal de guardia ni empleados fiscales, advirtieran el hecho.
El fiscal de turno, tras conocer el caso, instruyó la concurrencia de personal del Laboratorio de Criminalística (Labocar) de la Región de O’Higgins, quienes periciaron el inmueble a fin de ubicar evidencias que permitan dar con la identidad del o los autores del hecho.
En tanto, personal de la SIP de la Primera Comisaria Rancagua llevan a cabo las diligencias con el fin de lograr ubicar imágenes en las cámaras de seguridad, las que podrían aportar antecedentes concretos para esclarecer este hecho delictual.
El robo lo confirmó el asesor jurídico de la Intendencia Regional, Matías Orellana, quien dio a conocer que se trataría de dos personas que ingresaron a las dependencias, un hombre y una mujer entre las 15:30 y las 17:00 horas del miércoles.
Lo que se llevaron fueron dos notebooks, uno particular y otro que mantiene información de su trabajo en la Intendencia relacionado con el departamento jurídico. La información que contiene son oficios, formatos de resoluciones, y correos electrónicos, los que al estar en plataforma pública no es material con información confidencial.
Se trata de una base de datos del trabajo cotidiano del departamento jurídico, que podría implicar un retraso de la gestión, ya que si bien es información respaldada cada cierto tiempo desde Santiago, deberán solicitar nuevamente la documentación que contenía el notebook.
Sobre quién o quiénes son los responsable del hecho, asegura que no tienen sospechas, por lo que dejarán que sean los organismos correspondientes los que reúnan los antecedentes del hecho. Recalcó que el computador de trabajo posee información de estadísticas jurídicas, informes, correos electrónicos, formatos de resoluciones y de oficio, documentación pública que no implica confidencialidad, que incluso puede estar disponible a través de las diferentes herramientas que establece la ley.
El asesor jurídico sostuvo que al ser un servicio público están al servicio de la comunidad con política de puertas abiertas, donde la gente muchas veces se acerca a conocer de primera fuente el trabajo que realizan, lo que genera una complejidad para realizar una descripción de todas las personas que ingresan. Pese a ello se tomarán medidas más exhaustivas para tener un control y prevenir este tipo de ilícitos.
Matías Orellana añadió que muchas veces estos computadores son monitoreados desde el Ministerio del Interior, por lo que quienes lo tengan se exponen a ser descubiertos y ser tomado como medio probatorio de donde están y quien tiene las especies.

Top