Hoy sábado: Rengo celebra 185 años de historia

  • Para hoy sábado por la tarde destaca el tradicional desfile, donde participan colegios e instituciones sociales de Rengo. Previo a ello se celebrará el tradicional Te Deum en las dependencias de la Basílica Santa Ana.

Fernando Ávila Figueroa

185 años celebra hoy sábado 17 de septiembre la comuna de Rengo. Como cada año se han organizado una serie de actividades para celebrar como corresponde esta importante fecha, las que comenzaron con los desfiles en los sectores rurales de la comuna y que ha continuado con la reinauguración de la Plaza de Armas, proyecto financiado por el Serviu y que ha permitido entregarle un toque de modernidad al punto de encuentro de los renguinos.

Para hoy sábado por la tarde destaca el tradicional desfile, donde participan colegios e instituciones sociales de Rengo. Previo a ello se celebrará el tradicional Te Deum en las dependencias de la Basílica Santa Ana.

Rengo nació en vísperas de la primavera del año 1831 (17 de septiembre). Su fundador fue don Tomás Marín de Poveda, quien colocó este nombre como una forma de rendir homenaje perpetuo al toqui Caupolicán.

Rengo, proviene de la palabra “Renku” (de origen araucano), cuyo significado es “invencible”, y se traduce al castellano como “Bravo entre los Bravos”, característica de este soldado que sobresalió por su valentía y coraje.

Cabe recordar que la comuna de Rengo se ubica a 114 kilómetros al sur de Santiago, en el eje de la ruta 5 sur. Geográficamente, posee un clima mediterráneo y tiene una superficie aproximada de 755 kilómetros cuadrados. 72 por ciento de su gente vive  en el área urbana y un 28 por ciento en el área rural.

Rengo y su leyenda

La leyenda dice que Rengo era un joven mapuche, el que generalmente se destacaba por sus dotes de valentía y buen combatiente. Sin embargo, su vida era triste, ya que no tenía amor que lo acompañara en su vida. El habitaba en las tierras donde hoy en día existe la comuna, pero cierto día logró llegar hasta lo alto de la montaña, llegando hasta un recodo de la muralla de piedra que colinda con el río. Ahí vio la imagen de una bella mujer que lo cautivó, lo que provocó que con el tiempo naciera un gran amor.

Esta niña era hija de los Dioses y su nombre era Nieves, y quien deseara su amor, debía hacerse muy grande, por lo que Rengo comenzó a hacer todo lo posible para buscar esa grandeza.

Fue así como descubrió que sólo de la tierra obtendría la energía para lograr esa grandeza. Con esta grandeza Rengo también debía ayudar a sus hermanos mientras Rengo se hacía tierra agua y viento. Fue así como pidió a los Dioses que lo incorporaran a la tierra, y así hicieron arroyos de su venas, que con sus músculos se pudiera fundar un pueblo y con sus huesos poder alimentar el trigo.

Rengo logró ser tierra y por su parte Nieves, una muralla montañosa, logrando permanecer unidos por la corriente del Río Claro, y por la tierra que hasta el día de hoy les da refugio.

Related posts

Top