Carta abierta a Sebastián Piñera

Claudia Diaz Morales, seremi de Desarrollo Social

 

 

Señor director:  permítame escribir estas líneas en vuestro importante medio de comunicación para responder parte de las declaraciones realizadas por el Sr. Sebastian Piñera respecto de la NM: “muchos de ellos no conocen la palabra trabajo”. “Han vivido del Estado y le tienen terror a ser ciudadanos comunes y corrientes”.

Sr. Piñera, lamentó leer sus palabras arrogantes e innecesarias, que son un reflejo manifiesto de la derecha política chilena que solo dan valor a quienes han logrado el éxito gracias a la acumulación de riquezas y “habilidad” en los negocios, el resto debe Ud. pensar que tenemos un limitado intelecto (el 99.9 % no llegamos a Harvard) y aspirar a servir en el Estado es nuestro máximo triunfo porque Ud. está convencido que no nos da para más. Contarle señor ex Presidente, que muchos de nosotros somos la extensión de un país que ha cambiado, hijos de padres que se sacaron la cresta para darnos estudios universitarios (soy la primera profesional de mi familia) y si llegamos al servicio público es porque efectivamente es una aspiración en mi caso vocacional (soy Administrador Público, Licenciada en Ciencias Políticas) y fíjese que así como Ud. se ha esmerado una vida entera por ser de los hombres más rico del país, mi anhelo más profundo era desarrollarme en el mundo público, servir a mi país y entregar lo mejor de mis capacidades para lograr cambios profundos particularmente en lo social, por lo mismo, Ud. no tiene el derecho a cuestionar mi trabajo, no lo tiene, pues esa palabra la conozco bien y todo lo que he logrado ha sido honesto, sin robarle un peso a nadie, no he especulado con información para beneficiarme y fíjese que con lo que gano hasta ahorro porque estoy acostumbrada a llevar una vida cotidiana sencilla como la mayoría de mis compatriotas, que aspiramos legítimamente a tener una casa propia, desarrollarnos en lo que nos apasiona y dejarle una buena educación a nuestros hijos y eso nos hace exitosos, solo eso, así somos agradecidos de la vida, el resto es ambición desmedida. Me levanto temprano, trabajó junto a mi equipo muchas horas, recorro mi región, y recibimos a todo el mundo que así lo requiera, hacemos la pega con cariño, con humildad, porque créame que nunca se nos olvida de dónde venimos. Estar en este cargo ha sido uno de los mayores orgullo en lo personal y también para mí familia, por qué no tenemos linaje, apellido, negocios, ni grandes herencias, pero si la perseverancia para aspirar a lograr nuestros sueños y la vocación para ayudar a los demás. El único terror que tengo es que Ud. sea nuevamente Presidente y si el pueblo así lo decide, como hija del rigor y el esfuerzo buscare nuevas oportunidades, porque Ud. no me cortará las alas y menos me privará de ese cartón que con muchísimo esfuerzo logré, y por cierto ser ciudadana común y corriente es lo que soy y seguiré siendo ayer, hoy y siempre, orgullosa chilena de clase media.

  • cristian fernandez

    Respeto su Carta y su Opinión, pero no la comparto al igual de lo que piensa la Mayoría de los Chilenos avalados por las encuestas que cada semana dicen lo contrario.
    NO SE PUEDE TAPAR EL SOL CON UN DEDO.

Top